CARNAVAL Y RENUNCIAS: Un Rey Momo multicolor que se “vende en negro”

En el Boletín Oficial que da a conocer las normas emanadas del Ejecutivo y el Deliberante, ha salido publicado el decreto que contiene la renuncia indeclinable de la Revisora de Cuentas del Ente Carnaval, Contadora Mónica Liliana Lifschitz.

Mediante nota presentada el 15 de enero y con decreto de resolución 122/2022, la renuncia de carácter indeclinable fue aceptada por el Intendente de Concordia, Alfredo Francolini.

Mónica Lifschitz, Contadora de reconocida trayectoria en el ámbito de la administración pública, eligió excusarse de manera diplomática, utilizando como justificativo una presunta incompatibilidad. Vale tener presente que venía ocupando ese lugar, el de revisora de cuentas del Ente Carnaval, desde hace más de 2 años.

Allegados a la profesional entienden que su alejamiento obedecería a que habría decidido no acumular cargos, funciones, tareas o asuntos que le resulten materialmente imposibles de atender con la eficiencia deseada. Lo que es un hecho es que su alejamiento del Ente le permite desvincularse de manera absoluta de toda responsabilidad respecto de los manejos que efectúe la organización del carnaval concordiense.

¿Sin tarjetas ni tickets legales?

En principio, de ser ciertas las quejas que se escuchó de boca de algunos turistas, las cantinas del Carnaval no han estado aceptando tarjetas de débito y crédito, siendo el dinero en efectivo el único medio de pago.

De ser así, se estaría haciendo caso omiso a la reglamentación vigente de AFIP. A ello se sumaría otra anomalía muy frecuente y generalizada: que no se entregue ticket según normas.

Si en efecto no se reciben pagos con tarjetas ni se extienden tickets legales, la consecuencia inevitable es que el turista no puede gastar el “PreViaje” en el Carnaval, algo que da paso a un lógico malestar.

 

Fuente: El Entre Ríos

 

Redaccion-Uno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.