Ultiman los detalles para un nuevo acuerdo de precios

En la nueva etapa se mantendrán fijos los valores de alrededor de 1300 productos. El acuerdo se conocerá este viernes. Desde los primeros días de diciembre, la Secretaría de Comercio Interior encabeza las conversaciones con las empresas para renovar la iniciativa.

El Gobierno y las empresas trabajan para tener definido este viernes el nuevo acuerdo de precios que comprenderá a alrededor de 1.300 productos, debido a que vence el entendimiento puesto en marcha en octubre último.

Las conversaciones para la conformación de la nueva canasta son llevadas adelante por la Secretaría de Comercio Interior desde los primeros días de diciembre pasado.

En octubre, el Gobierno dispuso mediante la Resolución 1050 mantener los precios de 1.432 productos.

En diciembre -a través de la Resolución 1064/2021- se incorporaron productos navideños y se eliminaron otros que formaban parte de la oferta inicial, con lo que quedaron 1.332 productos, con vigencia hasta el 7 de enero de 2022.

Para dar continuidad a la política de precios, la Secretaría trabaja desde diciembre con las empresas proveedoras de los productos de consumo masivo para acordar una canasta regulada, con un piso de 1.300 productos vigentes por todo 2022, con revisiones trimestrales y correcciones mensuales.

Balance positivo

Días atrás, en una entrevista con Télam, el secretario Roberto Feletti dijo que la evaluación del acuerdo que concluye este viernes es “realmente positiva, tanto en el cumplimiento del abastecimiento que está en un 80% como en el cumplimiento de precios que está arriba de 90% en el área metropolitana”.

“Estamos desde el 13 de diciembre conversando con todas las empresas una salida acordada, un acuerdo por un año con revisiones trimestrales y correcciones mensuales, que asegure este piso de 1.300 productos regulados, que opere como ancla en el resto de los precios y también como una posibilidad de compatibilizar política de ingresos de los trabajadores con un consumo diversificado medio”, agregó el funcionario.

En ese momento, señaló que hicieron un seguimiento de 1.700 productos en una “canasta espejo” en la que relevaron un promedio “de 5,5% de aumento, respecto de cero que fue la canasta regulada. Entonces como hay rentabilidad cruzada, estamos proponiendo que compensemos en la salida de enero esa rentabilidad y no arranquemos con precios muy altos”.

El acuerdo alcanzará a supermercados y almacenes y se trabajará un precio diferencial por tamaño de comercio, luego de que surgieran en el congelamiento dificultades en los comercios de proximidad para garantizar el margen de rentabilidad.

Gobierno y empresas

El pasado martes se produjo una reunión en el Palacio de Hacienda de la que participaron Feletti, el presidente del Banco Central, Miguel Pesce, y los ministros de Economía, Martín Guzmán, y de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, con los representantes de las principales empresas productoras de alimentos y bienes de primera necesidad.

La convocatoria se dio en el marco del trabajo por “un esquema integral de políticas macroeconómicas”, y con la premisa de “avanzar en los consensos para alcanzar un acuerdo de precios que coadyuva a atacar el problema de la inflación”, informó la cartera que dirige Guzmán, a través de un comunicado.

Participaron en representación del sector empresario Laura Barnator (Unilever); Gabriela Bardin (P&G); Gonzalo Fagioli (Quilmes); Abelardo Gudiño (Coca Cola); Adrián Kaufman Brea (Grupo Arcor); Maximiliano Lapidus (La Serenísima); y Agustín Llanos (Molinos Río de La Plata).

En la reunión dialogaron acerca del “esquema integral de políticas macroeconómicas, y avanzaron en los consensos para alcanzar un acuerdo de precios que coadyuva a atacar el problema de la inflación”, se explicó oficialmente.

La inflación de diciembre, según los primeros informes privados, se habría ubicado dentro de un rango de 3,5% y 4% por lo que el 2021 habría cerrado con aumento de precios cercano al 50%.

Este miércoles Guzmán -en la reunión que mantuvo con gobernadores para informar la marcha de las negociaciones con el FMI- dijo que las conversaciones en curso también comprenden a las políticas de precios e ingresos y que en ese marco el Gobierno encara con el sector privado cerrar un acuerdo para “anclar expectativas”.

“Las expectativas son muy volátiles en una economía como la nuestra. Si no se hace nada lo que puede suceder es que la inflación sea de magnitud”, dijo el ministro al resaltar la importancia de las negociaciones que lleva adelante la Secretaría de Comercio Interior para alcanzar un acuerdo de precios que permita “anclar expectativas”, publicó Télam.

 

 

En esta nota

Redaccion-Uno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: