Presentan un proyecto “reparador” de la Ley de Medios

Apenas asumió el mandato, en los primeros días de enero de 2016, el entonces presidente Mauricio Macri lanzó el DNU 267, que modificó aspectos centrales de la Ley de Medios y la dejó paralizada. Esas modificaciones beneficiaron a la concentración de los grandes medios, en detrimento de los medios comunitarios y autogestivos, y de la pluralidad de voces.

Con dos años de mandato, el gobierno de Alberto Fernández no avanzó aún sobre aquel DNU macrista, en un tema de mucha relevancia para la opinión pública y para la puja de poderes. Al menos, hasta ahora.

En octubre de este año, luego de las PASO, desde presidencia se tomó la decisión de convocar a la entonces diputada nacional Gabriela Cerruti, para que se hiciera cargo de ser la portavoz oficial de la Casa Rosada.

La salida de Cerruti de la Cámara Baja dejó un hueco que fue ocupado por Gustavo López, vicepresidente del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), hoy con licencia. Desde el Enacom, López mantiene una batalla sin cuartel con el Grupo Clarín, por el DNU 690, que declaró como esenciales a los servicios de internet, TV Paga y celulares, que las grandes empresas se niegan a cumplir.

Ante la renovación del cuerpo legislativo, el paso de López por el Congreso fue corto, pero efectivo: antes de irse, presentó un proyecto de ley que tiende a modificar una parte central del DNU de Macri: se trata de aquellos fragmentos relativos a la TV Paga, para la cual pasarían a tener vigencia los artículos centrales de la Ley de Medios.

“Tiene un efecto reparador porque repara el desquicio que hizo el DNU de Macri, cuando sacó al Cable de la regulación de la Ley de Medios. Si bien la licencia seguiría siendo digital, los contenidos de la Ley se volverían a aplicar”, contó Gustavo López, en diálogo con Tiempo.

En concreto, las obligaciones serían: Ordenamiento en la grilla por eje temático, para que no haya discriminación (los canales de noticias en un bloque, los de aire en otro, los de películas en otro, los de deportes en otro, etc); Obligación de los Cables de subir todos los canales de aire como los provinciales, universitarios o Barricada TV; Subir todas las señales de noticias aprobadas por Enacom.

“De esta manera, se garantiza mayor diversidad y pluralidad, que son los objetivos de la Ley de Medios”, razonó López.

Otras modificaciones que contempla el proyecto son las relativas a los contenidos: “Las señales deberán tener una cuota de películas de producción nacional (0,5%, unas diez películas por año por señal). De esta forma, se fomenta la producción nacional y su visibilidad”.

“No quiero dejar pasar mi oportunidad como diputado para presentar este proyecto. Es volver atrás en lo que respecta a pluralidad de voces y a la generación de contenido. Desde el Enacom, vamos a hablar con Diputados para impulsar esta ley. Son cuestiones que ya hemos puesto en resoluciones del Ente, pero no alcanza porque los Cables judicializan y un DNU siempre tendrá más fuerza que una Resolución. Hay que hacerlo por ley. Lo hablamos con el bloque y me dieron el Ok”, aseguró López.

Redaccion-Uno

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: