Temperatura en Concordia:
Muy nuboso
T:16°C
H:88%
Muy nuboso
Concordia - Entre Ríos - Sábado, 22 de noviembre de 2014

"Es una clara comprobación de la connivencia entre los sectores económicos más poderosos de la ciudad y el poder militar, de cómo se beneficiaron y apoyaron mutuamente", así se refirió el Delegado de Derechos Humanos, profesor Rubén Bonelli, a los testimonios que brindaron este miércoles en el Juicio por la causa Harguindeguy, quien fuera titular de la Sociedad Rural de Concordia durante la dictadura, Eduardo Caminal, y el ruralista y empresario del sector inmobiliario Roberto Ildarraz. "Justamente a esto nos referimos con dictadura cívico-militar, y a confesión de parte relevo de pruebas, como dice el refrán popular. Ellos mismos lo reconocen y confirman", sostuvo Bonelli.
En la jornada de audiencias de este miércoles, en el juicio que investiga las desaparaciones de Julio Alberto Solaga y Sixto Zalasar y la privación ilegal de de Juan José Durantini, Caminal brindó testimonio como testigo de la defensa del imputado teniente coronel Naldo Miguel Dasso. "Es de un tenor escalofriante lo que testimonió" el ruralista, sostuvo el delegado regional de la Subsecretaría de Derechos Humanos.

Eduardo Caminal calificó al represor Dasso como "un hombre moderado" dispuesto a "andar buscando soluciones". Testimonió no haberse enterado de las desapariciones investigadas en este caso, la de Salazar y de Solaga, pero sí reconoció que se enteró de la detención de Jorge Busti. No obstante, confirmó que en 1984 firmó una nota, junto a otras fuerzas vivas de la ciudad, apoyando el ascenso de grado de Dasso, porque "las denuncias en sí no podían impedir la designación, porque no había pruebas ni tenían causa judicial", sostuvo y agregó: "no había nada en esas denuncias que pudiese ser demostrado".

En esta misma línea, Caminal expresó que "en la lucha contra el terrorismo", Dasso tenía "una tenía una actitud docente y de neta prevención" y resaltó las charlas que brindaba en las escuelas donde explicaba "la situación por la que atravesaba el país" en los años de la dictadura.

"Dasso recibía a las madres, sí", expresó Bonelli y aclaró: "pero como ellas mismas lo cuentan, como lo cuenta la madre de Julio Solaga, las intimidaba, las amenazaba y no les daba información cierta y real. Eso no es buscar solución, sino todo lo contrario, avalar el plan sistemático de desaparición forzada que implementaron".

Para el representante de la Delegación Concordia de la Subsecretaría de Derechos Humanos, es aún más "escalofriante la confesión que hace Ildarraz". El ruralista inmobiliario se reconoció como un colaborador civil de la dictadura, dijo tener una relación "amistosa y social" con el imputado, reafirmó la cruel Teoría de los dos demonios e instó a poner un “manto de olvido para pacificar el país” porque, sostuvo Ildarraz, "la gente más joven ni sabe lo que pasó”.

En este sentido, en su testimonio Robero Ildarraz pidió que juzguen "también a los guerrilleros", y consideró "errores" de la fuerza de seguridad, las detenciones ilegales, las muertes, las desaparaciones y el robo de bebés.

"Estas expresiones las repudiamos y rechazamos enérgicamente", enfatizó Bonelli y destacó en este sentido "la importancia de los juicios por los delitos de lesa humanidad", porque, señaló: "así sale a la luz cuál fue el sector de la sociedad que apoyó y fue cómplice de los represores, cuál fue su conexión civil. Caminal e Ildarraz son representantes de lo peor de la oligarquía de nuestra ciudad, los mismos que por décadas se han beneficiado con el trabajo y el esfuerzo de los demás y han vivido acumulando riquezas a costa del empobrecimiento del Pueblo. No es casualidad que sean también los mismos que siguen estando en algunas posiciones de poder, que ahora se niegan a pagar el impuesto inmobiliario rural. Son los vivos de la fuerza que antes y ahora siguen usando la fuerza bruta para defender sus intereses", expresó el Delegado de Derechos Humanos. "Antes usaban la fuerza militar para hacer desaparecer a los compañeros, ahora realizan lockout extorsivos y hacen estallar bombas molotov en Casa de Gobierno, sólo para seguir acumulando más riquezas en sus bolsillos", asestó el funcionario.

1 Mensaje

Diario del Sur Digital  • Rawson 114  • Tel.: (0345)4215001
Concordia - Entre Ríos - Argentina
Contacto
Diseño y Adaptación: El Universo Web